lunes, julio 02, 2018

RESEÑA: Si solo fuera un cuento de hadas


Alice no ha tenido demasiada suerte en el amor. En realidad, sus experiencias hasta ahora han sido desastrosas. Sin embargo, eso está a punto de cambiar con la aparición en su vida de Jay Forevermore, el hombre atractivo pero de carácter bastante hosco que se presenta ante ella como… ¡su hada madrina! Y es que parece que en el país de Nunca Jamás creen que Alice necesita ayuda urgente para encontrar a su alma gemela.
Alice se verá empujada a un montón de citas con distintos hombres y, mientras Jay realiza la labor para la que ha sido enviado, ambos van a descubrir que resulta imposible elegir de quién te enamoras y que a veces la única magia necesaria es la del amor.Y tú, ¿estás dispuesto a creer en cuentos de hadas?

Victoria Vílchez - 320 páginas - Ediciones Kiwi

Pues sí, parece mentira pero ¡he vuelto al blog! Tras una pausa forzada por la universidad, vuelvo a este rinconcito con las pilas cargadas y muchísimas ganas de hablaros de todos los libros que he leído en este tiempo atrás. Y como hay que volver a lo grande, lo hago de la mano de una de mis autoras nacionales favoritas: Victoria Vilchez.
No es ningún secreto que me encanta todo lo que escribe esta mujer, así que en cuanto se anunció su nuevo libro me faltó tiempo para hacerme con él. Y es que "Si solo fuera un cuento de hadas" se ha convertido sin lugar a dudas en mi libro favorito suyo.

Alice es la protagonista de nuestra historia. Es una chica práctica, sencilla, muy risueña pero con muy mala suerte en el amor. Eso es algo que no la preocupa, pues piensa que el verdadero amor llega cuando menos lo esperas y que forzar las cosas no hace ningún bien a nadie. Por eso no sabe si echarse a reír o empezar a correr en dirección contraria cuando una noche conoce a Jay Forevermore y éste se presenta como su hada madrina y le avisa de que tiene una misión especial con ella: buscar a su media naranja.
Ambos no empiezan con muy buen pie y se verán envueltos en cómicas situaciones mientras buscan a la media naranja de Ali, pero de todos es sabido que del odio al amor hay un minúsculo paso y que éste no siempre lo encontramos en quien queremos pues muchas veces el corazón y la cabeza van por caminos diferentes.

"Te mereces a alguien que vea lo preciosa que eres, no solo por fuera Alice Queen, sino también por dentro. Que adore tu valentía y tu perseverancia, que disipe tus miedos y que no desee otra cosa que hacerte sonreír."

"Si solo fuera un cuento de hadas" es una verdadera oda a la magia. Y es que pese a catalogarse dentro del género de romántica adulta está llena de de momentos donde ésta desborda por sus páginas y consigue que todos volvamos a tener seis años y creamos en ella. 
Por si eso no fuera poco, hay muchísimos guiños a las películas Disney y sus princesas, y nos enteramos de ciertos detalles de ellas que harán que nunca volváis a verlas con los mismo ojos.

Siempre he dicho que el punto fuerte de Victoria es la sencillez de sus historias, y aquí vuelvo a reafirmado. No crea tramas complicadas ni busca tres pies al gato. Victoria coge algo sencillo y lo vuelve extraordinario. 


Otro punto fuerte siempre son sus personajes y aquí tengo que exigirle un poco de piedad, porque ya me estoy quedando sin trocitos de corazón que repartir entre tantos personajes que tan bien sabe crear. Victoria ya nos avisó por sus redes sociales que Jay Forevermore iba a dar que hablar e iba a poner el listón muy alto, ¡y madre mía sin lo ha hecho!.
Jay Forevermore podría decirse que es el ser mágico más real que puede existir. Y sí, es una contradicción en sí misma pero es la única manera que me se ocurre de describirlo. Es una persona pulcra, decidida y con el camino bien marcado que ante la aparición de un imprevisto rubio empieza a dudar de sus obligaciones y sentir cosas que nunca antes había experimentado. Y es que la vida real funciona así, por muchos planes y objetivos que marquemos en nuestra vida, nunca estaremos preparados para los imprevistos que aparecerán y hagan que demos un pequeño rodeo o cojamos un atajo.

Jay y Alice no empiezan con muy bien pie, es más, hacen que el término "llegar la sangre al río" se quede corto (sí lo habéis leído sabréis por qué lo digo...), pero con el tiempo y la vivencias por las que pasan irán acercándose poco a poco y empezaran a entablar una amistad en la que cada uno muestre al otro los pequeños placeres que la vida cotidiana nos regala sin que nos demos cuenta.
La relación que ambos crean es especial y logra que al final derramemos alguna lágrima.

En conclusión, "Si solo fuera un cuento de hadas" es una  historia bonita, original y en la que la magia juega un papel muy importante para descubrir que el verdadero amor no se busca, sino que se encuentra.

4 comentarios:

  1. Hola!
    Este libro le tengo muchas ganas.
    Gracias por la reseña.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  2. Hola! Qué bueno verte de vuelta, y que hayas regresado con una de tus autoras favoritas. El libro se ve muy bien una historia muy original y entretenida. Besos!

    ResponderEliminar
  3. Holaa! Pues este libro no lo conocía de nada y la verdad es que me dieron unas ganas de leerlo tremendas. Espero pronto conseguirlo, besoss.

    ResponderEliminar
  4. Hola! Si bien no es una de mis prioridades, creo que disfrutaría de leer esta historia. La había visto por ahí antes, pero un poco me había olvidado. Gracias por recordármela ♥
    Besos!

    ResponderEliminar